Red de escritores en español

viernes, 5 de junio de 2009

Las cartas de Jose



Las cartas de José

José vivía en un departamento ubicado en Chacarita.
Una noche, al volver del kiosco donde trabajaba, vió que en la mesa de su comedor había un sobre. Le pareció raro. Era el único que habitaba en ese lugar y no recordaba haber recibido ninguna carta. Cuando lo abrió descubrió que no tenía remitente ni dirección. Solo contaba con cinco hojas. Agarró una y vió que a modo de concurso aparecía una serie de veinte preguntas que debía responder sobre diferentes acontecimientos políticos que se produjeron a lo largo de la historia contemporánea. Al tomar otra se encontró con un cuestionario similar al anterior pero relacionado con el deporte. Mientras que en las tres restantes le preguntaban cosas que tenían que ver con la ciencia, la música y la literatura.
Se quedó asombrado con esto. No tenía idea sobre su significado, quienes o por que lo hicieron.
A la mañana siguiente cuando se levantó se llevó otra sorpresa al ver que esas hojas no se hallaban desparramadas por la mesa tal como las había dejado. Sino que estaban prolijamente guardadas dentro del sobre. Como si alguien las hubiese ordenado. Para no preocuparse decidió ignorar aquello y salir hacia su trabajo. Ademas si bien no era normal tampoco lo afectaba demasiado. Nunca le faltó nada, nadie intentó matarlo.
Cuando volvió se encontró con que la carta seguía igual que antes.Durante el otro día tampoco se produjo nada extraño. Hasta que al siguiente hubo un momento en el que intentó llevarla a lo de un amigo. Apenas fué a atravesar la puerta de salida de repente se recubrió con una luz azul para desaparecer de su mano y reaparecer donde se hallaba antes. Probo varias veces mas pero le volvía a ocurrir lo mismo. Lo que lo obligó a cambiar de idea optando por invitar a su amigo a su casa para que la viera. Sin embargo esto tampoco pudo hacerlo. Apenas llegó ese sobre nuevamente desapareció luego de haberse iluminado de azul. Recien se hizo visible cuando el dueño de ese departamento se volvió a quedar solo.
Los demas dias pasaron con total normalidad siempre y cuando ese sobre estuviese de manera ordenada y no fueran visitas. De lo contrario volvía a suceder lo mismo. Eso empezaba a inquietarlo a José. Nunca había visto algo igual. Tambien le resultaba extraño el hecho de que nadie mas parecía haber recibido algo similar. A todas las personas que le decía pensaban que bromeaba o se había vuelto loco.
Semanas despues, al no producirse ningun episodio que le diera esa magia, aquel sobre seguía siempre de la misma manera. Tanto que José le prestaba cada vez menos atención llegándolo a observar como un objeto mas. Tal como ocurría con el florero o con una jarra de bronce que había en un armario. Un Domingo por la tarde daba vueltas por el living sin saber lo que hacer. A modo de entretenimiento y sumado a los conocimientos que tenía desde los años que había sido profesor de historia se dedicó a contestar las preguntas que allí aparecían. Cuando terminó vió que las hojas se guardaban solas para luego el sobre entero teñirse de azul y desaparecer.
Durante los dias posteriores el hombre de Chacarita no recibió ninguna otra carta de ese estilo. Por su mente ahora giraban varios pensamientos acerca de como obtuvieron sus datos o lo que significaba esa magia que lo envolvía. Tampoco entendía los motivos por los que desaparecía cuando tenía visitas o pretendía llevarla al exterior.
Otra noche se encontró con un sobre similar. El cual albergaba una sola hoja con sesenta preguntas. Probó sacarlo a la calle pero tampoco podía. Al terminar de completarlo reaccionó igual que el anterior.Despues de varios días le llegó otro. Este contaba con treinta preguntas que ni bien las contestó tambien actuó del mismo modo.
Semanas mas tarde el dueño de ese departamento recibió una caja de cartón. La cual tenía un albun repleto de fotos suyas en distintas etapas de su vida. Al lado había un papel en donde debía anotar el año y mes al que desearía ir si tuviese que retroceder en el tiempo. Empezó a temblar de los nervios mientras su piel se bañaba en sudor. Veía que aquellas fotos que le eran tan importantes y tantos recuerdos le provocaban ahora estaban en manos de cualquier desconocido.
Tampoco sabia como las descubrieron. A los únicos que se las había mostrado eran sus familiares y amigos mas cercanos. Muchos de los cuales actualmente estaban muertos. Al abrir los cajones de su armario se encontró con que las fotos estaban intactas. Lo que lo llenó aún mas de misterio. Y en cuanto a esa pregunta sobre el viaje en el tiempo pensó que era una broma o que el que la hizo tenía alguna enfermedad mental. En realidad todo esto ya lo asustaba. Tenía miedo que lo buscaran para secuesrtarlo o algo por el estilo.
Durante los días posteriores esa carta quedó allí en la mesa. No quería tocarla pretendiendo olvidarla y así calmar sus nervios. Por lo que se dedicó a hacer su vida normal como si nada hubiese ocurrido.Hasta que ya mas tranquilo hubo una tarde en la que un poco por curiosidad y otro tanto para hacer que desaparezca agarró esa hoja anotando que le gustaría regresar al mes de Octubre de 1947, cuando solo tenía veinte años.
Despues hubo una noche en la que se encontró con otro sobre. Al abrirlo vió un folleto de carton blanco. All aparecía un título que decía " Espíritus guardianes " junto a un texto que explicaba que ese nombre se debe a un conjunto de fuerzas sobrenaturales invisibles al ojo humano y ubicadas a miles de kilómetros de la superficie terrestre. Las cuales se dedican a espiar a cada una de las personas a lo largo de toda su vida almacenando en distintos archivos detalles como su nombre y apellido, los aspectos físicos y los cambios que van produciendo, los lugares que habita, la gente con la que se junta.
Mas abajo decían que desde hacía mas de treinta años cada cinco realizan un concurso de sabiduría eligiendo personas al azar en distintas partes del mundo hasta llegar a doscientas. A quienes les envían varios cuestionarios para que respondan y vayan eliminándose de a poco. Tambien le hacían saber que solo cinco son los que acceden al premio máximo. El cual consiste en un viaje hacia el pasado durante un mes.Despues unas letras grandes y en rojo advertían que a todo aquel que usara algun libro o manual como ayuda se lo descalificaba automáticamente.
Y ya en la parte final había una dedicatoria que decía " Señor José. Vemos que es una poersona muy inteligente, puesto que ha terminado en el cuarto lugar de esta competencia. Una vez que coloque este papel dentro de su correspondiente sobre se iniciará su aventura. Muchas felicitaciones y le deseamos la mejor de las suertes."
Cuando José terminó de leer ese folleto probó guardarlo en su lugar tal como le indicaban. Al instante le vino un cosquilleo por todo el cuerpo a la vez que en sus brazos percibía una fuerza que lo empujaba hacia arriba. Tambien descubrió que no sentía el tacto. Un rato despues su cuerpo comenzó a ascender en diagonal sin que pudiera hacer nada para impedirlo. Cuando alcanzó la parte superior de la persiana, la cual se hallaba cerrada, se produjo un episodio inédito. Este no impactó contra la madera, sino que la traspasó y salió al exterior. Como si fuese un fantasma. Siguió subiendo pero con la diferencia de que ahora lo hacía en linea recta. Una vez que la Tierra aparecía como un enorme globo azul que brillaba a lo lejos detuvo la marcha. Empezó a girar varias veces sobre si mismo para luego iniciar su regreso.
Al volver aterrizó en una habitacion que contaba con piso de madera opaca, muebles viejos y una lampara estilo araña que colgaba del techo. Estaba bastante mareado. No tenía idea donde se hallaba o la manera en que llegó. Pero por otra parte le resultaba conocido ese lugar. Como si hubiera estado en alguna otra época aunque no se acordaba cuando. El sueño lo fué invadiendo y sin darse cuenta se desplomó sobre una de las dos camas que había.
Cuando de levantó, luego de varias horas, caminó a un baño que había cruzando un pasillo. Al mirarse en el espejo comprobó que su rostro no era aquel que veía todos los días cuando se afeitaba o lavaba su dentadura postiza, sino que tenía un cabello ondulado color negro, una barba prolijamente cortada y su boca contaba con dientes perfectos. Miro sus brazos y descubrió que las arrugas, lunares o venas sobresalidas fueron reemplazados por una piel lisa recubierta de un fino pelaje. Se quedó pensando un largo rato. Llegó a la conclusion de que aquella era la casa que vivió en su juventud. Y esas dos camas eran la de él y su hermano menor. Cuando fué a la cocina vió que sus padres que habian fallecido hace varias décadas ahora tomaban mate tranquilamente en una mesa. Al tomar un diario se enteró que empezaba Octubre de 1947. Caminó hacia un mueble y observó que allí había varias revistas de historietas junto a una coleccion de discos de Gardel. Mas tarde llegó su hermano, quien luego de sacarse el guardapolvo lo invitó a jugar a la vereda con una pelota hecha de trapo y papel. Una vez que se hizo de noche todos los integrantes de esa familia se reunieron para cenar.
Así fué como se le pasaron las vacaciones a Jose, quien durante ese tiempo pudo revivir momentos de su juventud que solo veia a traves de recuerdos. Como las intreminables charlas que tenía con sus amigos en el bar que quedaba a dos cuadras, las veces que con estos iba a pasar el día a la Costanera, las noches que salía con su novia al cine o los Domingos que tomaba el tranvía con destino a la cancha de Boca.El último día de Octubre, mientras estaba en la terraza, sintió en sus brazos esa misma fuerza ascendente que tuvo hace un mes. Mas tarde tambien se elevó y giró sobre si mismo.
Al bajar vió que se hallaba otra vez en su departamento de Chacarita. Cuando se miró al espejo noto que tenía otra vez el cuerpo de un anciano. Prendió el televisor y supo que había vuelto al año 2000. Le llamó la atencion que estaba otra vez en la fecha anterior a su partida. Como si el tiempo que duraron sus vacaciones no hubiese existido. Fué al living y encontró que allí no ae hallaba la misma carta de antes, sino que había otra. Al abrirla vió que decia " Ojalá en este viaje le haya ido lo mejor posible. Reencontrándose con amigos y familiares y reviviendo agradables momentos. Para ello hemos mezclado la experiencia, conocimientos y sabiduría que posee usted en la actualidad con esa frescura y juventud que poseia a los veinte años logrando que quede todo unido en una sola persona. Una vez finalizado el paseo, para evitar causarle problemas en el presente o alterar su pasado nos encargamos de separar nuevamente a ambos cuerpos haciendolos retroceder un mes en el tiempo a cada uno. Solo que al de 1947 tambien lo dotamos de un poder especial que le quita la memoria de todo lo ocurrido en esos treinta días. Por otra parte queremos pedirle disculpas por los inconvenientes que tal vez le hayamos ocasionado. Sepa que jamás volverá a recibir este tipo de correspondencias. Lo saludamos muy atentamente y le agradecemos por haber confiado en nosotros. No se olvide que nunca dejaremos de acompañarlo. Hasta siempre." Y mas abajo se leía la frase " Espíritus guardianes "
Luego José descubrió que dentro de ese sobre tambien había una medalla. Allí se repetía el nombre de Espíritus guardianes junto a una pequeña fiogura que simbolizaba el universo y a unas pocas palabras que decian " Recuerdo para José. Gracias por haber participado. Año 2000 " Apenas el dueño de ese departamento agarró esa medalla la hoja que acabó de leer se guardó automaticamente dentro del sobre. El cual se iluminó de azul y desapareció al instante.
Mas tarde José como forma de recuerdo guardó esa medalla en una pequeña caja y las dejó en su mesita de luz.

3 comentarios:

Carmen Rivero dijo...

Hola Gustavo, magistral tu escrito, simplemente magistral.
¡Qué lección de humildad, sabiduría y honestidad!
Me gusta leerte, me gusta mucho.
Besos

Anónimo dijo...

hola, me encantó, es un relato muy bueno!!!
Saludos,
http://blogs.clarin.com/deamoryotrosdemonios/

Gustavo dijo...

Hola Anonimo que tal. Gracias por visitar mi blog. Me alegro que te haya gustado mi cuento. Aunque no se si debe estar del todo bien.
Ahora me voy a dar una vuelta por el tuyo a ver que onda